Nuevo Proceso de Cancelación de CFDI

A partir del día 1 de Septiembre de 2018 entra en vigor el nuevo proceso de cancelación de CFDI. La fecha original prevista para su implementación era en mayo de 2018, sin embargo el SAT ha indicado una prórroga como apoyo para la correcta actualización de los sistemas de los contribuyentes. (Ver: https://www.gob.mx/sat/prensa/com2018_037)

¿Por qué se ha cambiado este proceso?

Entre otros beneficios, el nuevo proceso busca proteger a los receptores de la factura, quienes con el proceso anterior se veían afectados por la cancelación de facturas que habían sido correctamente pagadas a sus proveedores, y que éstos últimos cancelaron sin notificarlo a sus clientes, y sin entregar un nuevo CFDI que remplace el cancelado. Esta mala práctica afectaba tanto a los receptores de la factura al no poder deducir el gasto, como al SAT mismo debido a la evasión de impuestos por parte del proveedor.

¿En qué consiste el nuevo proceso?

Este nuevo proceso involucra (en algunos casos) la aprobación de la cancelación del CFDI por parte del destinatario. Es decir, el receptor del CFDI (cliente) recibe una solicitud de cancelación y entonces éste decide si desea o no que el emisor (proveedor) le cancele la factura.

Para poder llevar a cabo este procedimiento de cancelación, se puede utilizar el Buzón Tributario, el cual es una herramienta que el SAT ha creado y mediante el cual se podrá tanto solicitar, como aprobar o rechazar las solicitudes de cancelación.

Es muy importante mencionar que el receptor tiene hasta 72 horas para rechazar la solicitud de cancelación de un CFDI que se le ha emitido, por lo que en caso de que éste no haya aprobado o rechazado la solicitud de cancelación, la cancelación procederá en automático, quedando identificado el CFDI como “cancelado sin aceptación”.

Excepciones a la regla

No en todos los casos es necesario solicitar la aprobación de parte del receptor para poder cancelar el CFDI. Si el CFDI se encuentra dentro de los supuestos de la regla 2.7.1.39 entonces el CFDI se cancela sin aceptación del receptor.

Los supuestos de la regla son los siguientes:

  • Que amparen ingresos por un monto de hasta $5,000.00
  • Por concepto de nómina.
  • Por concepto de egresos.
  • Por concepto de traslado.
  • Por concepto de ingresos expedidos a contribuyentes del RIF.
  • Emitidos a través de la herramienta electrónica de “Mis cuentas”.
  • Que amparen retenciones e información de pagos.
  • Expedidos en operaciones realizadas con el público en general.
  • Emitidos a residentes en el extranjero para efectos fiscales conforme a la regla 2.7.1.26.
  • Cuando la cancelación se realice dentro de los tres días siguientes a su expedición.
  • Por concepto de ingresos, expedidos por contribuyentes que enajenen bienes, usen o gocen temporalmente bienes inmuebles, otorguen el uso, goce o afectación de un terreno, bien o derecho, incluyendo derechos reales, ejidales o comunales a que se refiere la regla 2.4.3., fracciones I a VIII, así como los contribuyentes que se dediquen exclusivamente a actividades agrícolas, silvícolas, ganaderas o pesqueras en términos de la regla 2.7.4.1., y que para su expedición hagan uso de los servicios de un proveedor de certificación de expedición de CFDI o expidan CFDI a través de la persona moral que cuente con autorización para operar como proveedor de certificación y generación de CFDI para el sector primario.
  • Emitidos por los integrantes del sistema financiero.
Casos en los que no será posible cancelar un CFDI

En algunos casos no será posible cancelar un CFDI emitido:

  • Si el CFDI cuenta con CFDIs relacionados, entonces no será posible su cancelación.
  • Cuando el receptor del CFDI ha indicado el rechazo a la solicitud de cancelación, entonces tampoco será posible cancelar el CFDI en cuestión.
Estamos para apoyarte

En InvoiceOne estamos listos para orientarte en la actualización de tus Sistemas con soluciones que cumplan con las nuevas actualizaciones fiscales. Te invitamos a contactarnos para apoyarte con gusto.

Share this entry